Fin de semana en Sonorama 2014 (Sábado)

El último día del Sonorama se presentaba con unos cuantos nombres que pretendían hacer frente al cansancio acumulado de varios días de música, fiesta y diversión.

Para los más “madrugadores” la fiesta comenzaba en la Plaza del trigo, lugar que es testigo año tras año del nacimiento de estrellas que pronto aparecerán con letra mayúscula en los carteles de más de un festival veraniego. Es el caso de Sexy Zebras, una banda formada por tres jóvenes que en tan solo un año han pasado de actuar en Sonorama tras ganar el concurso Meetinarts 2013, a cerrar la Plaza del trigo, algo más que un concierto para los que han vivido la experiencia, tanto arriba como abajo. Desde luego se lo pasaron bien, están viviendo su sueño y éste acaba de comenzar.

La tarde se presentaba animada desde el camping, ya que los que andábamos por allí preparándonos para otra jornada de conciertos pudimos disfrutar de The Yellow Melodies, que sorprendieron a los asistentes con su pop indie de influencias británicas y con una bonita adaptación de Ashes to ashes de David Bowie que más de uno cantamos desde nuestra tienda. Mención aparte merece la aparición de Parker! por el camping para regalarnos un divertido recital acústico en petit comité antes de marchar hacia el recinto.

Nacho Vegas

Nacho Vegas

Una vez allí era Nacho Vegas el encargado de juntar el día con la noche. Él no es ningún frontman, eso lo sabe todo el mundo, pero a él le da igual. Su concierto no es el más animado de todos, pero a la gente parece no importarle. Y es que el artista asturiano es todo un trovador capaz de introducir en su melancólico y comprometido universo a todos los que le miraban desde el tendido. Arropado por el coro de Ladinamo y el Patio Maravillas, Nacho Vegas convirtió su concierto en un acertado mitín contra algunas prácticas del gobierno, lo que en ocasiones es de agradecer dentro de la superficialidad que a veces domina el ambiente festivalero.

Tachenko

Tachenko

Otros que regresaban al festival eran Tachenko. La banda de Sergio Vinadé es siempre de las más queridas por el público y además ya empieza a tener un importante número de discos, lo que enriquece un setlist en el que no faltaron nuevas balas como La Resistencia o Tírame a un volcán y clásicos como Hacia el huracán o Amable.

A las 23:00 todos teníamos una cita con la historia del pop español, y es que Duncan Dhu volvían a los escenarios para lo que parecía un karaoke multitudinario. La verdad es que no fue así. Durante muchas partes del concierto dio la sensación de que a la gente (o por lo menos a los asistentes) ni les gustaba tanto el grupo ni conocía en profundidad su repertorio, y más aún cuando se atreven a dejar en el tintero algunas de los pocas canciones que todo el mundo podía haber cantado como es el caso de Una calle de París, gran ausente del concierto, junto a Diego Vasallo, claro.

El Columpio Asesino volvieron a reivindicar su gran estado de forma en los festivales. Antes del concierto dijeron a la revista Rolling Stones que “el estribillo de Toro, cantado por Raphael, sería apoteósico”, pero finalmente fue Nacho Vegas el encargado de acompañar a la banda en su “noche de carretera y speed”. Una pena que no les saliese la deseada colaboración, aunque fue un buen intento. Quizá más adelante.

Exonvaldes.

Exonvaldes.

El festival estaba llegando a su fin cuando Exonvaldes, uno de los únicos nombres extranjeros del cartel hacían su aparición en el escenario Castilla y León Es Vida. Durante una hora, estos chicos franceses hicieron bailar al público con un setlist lleno de temazos como L’aérotrain, Action o Days, aunque no fue hasta que su cantante introdujo, en muy buen castellano, el estribillo Enamorado de la moda juvenil de Radio Futura al final de uno de sus temas, cuando terminaron de meterse a todos en el bolsillo.

Adanowsky fueron los encargados de terminar esta edición de Sonorama con un excéntrico show en el que se escucharon versiones tan disonantes como Jump de Van Halen o la BSO de los cazafantasmas.

Y hasta aquí llegó la fiesta. Ya queda un poco menos para la del año que viene.

Roberto Coscoñas García

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s